Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Presentación

  • : Ministerio de Liturgia
  •  Ministerio de Liturgia
  • : Moniciones, Evangelio diario El Santo Rosario Sabias que? Pensamientos vivencias diarias
  • Contacto

Páginas

4 marzo 2016 5 04 /03 /marzo /2016 22:10

MONICIÓN DE ENTRADA

Buenos días  (noches)  hermanos y hermanas.

En nuestro camino hacia la Pascua, nos encontramos ya en el cuarto domingo de Cuaresma. Hoy contemplamos la misericordia que Dios tiene con cada uno de nosotros, siempre dispuesto a recibirnos. 

El camino de la conversión cuesta y se hace duro, porque no siempre resulta fácil reconocer nuestro pecado, nuestros fracasos y la necesidad de volver a Dios. Sin embargo,  su misericordia es mucho mayor que nuestras deficiencias, y retornar a sus brazos es una verdadera alegría.

Confiados en su amor, que nos hace nuevos, cantamos puestos en pie.

SALUDO INICIAL

ACTO PENITENCIAL

ORACION COLECTA

LITURGIA DE LA PALABRA

MONICIÓN  A LAS  LECTURAS

La primera lectura, nos muestra cómo el pueblo de Israel celebró la primera Pascua en la tierra prometida, una vez acabado su peregrinar por el desierto.

San Pablo, en la segunda lectura, nos anuncia la gracia de la reconciliación que hemos recibido por Cristo y nos llama a llevarla a todos.

En el Evangelio, Jesús con  la parábola del hijo pródigo, nos presenta el mejor retrato de cómo es Dios, el camino de vuelta del pecador y de cómo a veces los que se creen "justos" son poco misericordiosos.

Escuchemos atentamente.

HOMILIA

CREDO

PLEGARIA UNIVERSAL

Oremos a nuestro Padre misericordioso para que su paciencia y su amor sea una invitación constante a todos y a cada uno a volver a él, a pesar de los fallos y fracasos, y digámosle:

¡SEÑOR, RENUÉVANOS EN TU AMOR!

1. Por la Iglesia, que hemos recibido de Cristo la misión de reconciliar, para que seamos una casa de puertas abiertas, donde todos puedan experimentar el amor del Padre celebrando cada uno en esta Cuaresma el sacramento de la reconciliación con Dios.

                                                                                                    ROGUEMOS AL SEÑOR

2. Por los nuestros políticos. Para que no conviertan esta labor tan importante para la sociedad en una cueva de ladrones donde cada uno busca su propio provecho olvidando la necesidad del pueblo.

                                                                                                   ROGUEMOS AL SEÑOR

3. Por nuestro mundo, dividido por el odio, la guerra, la segregación; en ricos y pobres, dominadores y dominados, vencedores y vencidos; para que sea posible la paz, fruto de la justicia y del amor fraterno.

                                                                                                   ROGUEMOS AL SEÑOR

4. Por nuestros hermanos que vienen sufriendo las inclemencias del tiempo, inundaciones, huaycos, sequías, terremotos u otras catástrofes, para que se vean pronto socorridos tanto en lo material como en lo espiritual.

                                                                                                    ROGUEMOS AL SEÑOR                                                                                                               

5. Por nuestras familias, para que sean siempre lugares de perdón, donde los hijos descarriados sean recibidos de vuelta a casa con el calor del amor y de la alegría a una nueva vida en Cristo Jesús.                                                                                              

                                                                                                    ROGUEMOS AL SEÑOR

Señor Dios, Padre bueno, te damos gracias por la alegría del perdón. Ayúdanos a expresar esta gratitud convirtiéndonos en nuevas personas, en Jesucristo, nuestro Señor.

LITURGIA  EUCARÍSTICA

MONICIÓN DE OFRENDAS

PAN Y VINO

Que esta ofrenda de pan y vino sea acompañada por nuestro perdón hacia quien nos ha ofendido, y nuestra opción por no hacer de jueces frente a los demás.

COLECTA

SANTO

PADRE NUESTRO

SALUDO DE PAZ

CORDERO DE DIOS

MONICIÓN DE COMUNIÓN

En el Evangelio hemos escuchado que el Padre decía: “Comamos y festejemos, porque mi hijo estaba muerto y ha vuelto a la vida”. Esta Eucaristía que vamos a comer es ya un anticipo de ese banquete que el Padre celestial prepara para nosotros

 (ACCIÓN DE GRACIAS)

 

Te bendecimos, Dios Padre, porque Jesucristo, tu Hijo,
fue conocido y acusado como “el que acoge a los pecadores”.
En la parábola del hijo pródigo nos dejó la mejor y más exacta
radiografía de tu corazón de padre que ama y perdona siempre.

Bendito, seas Señor, porque eres un Dios reconciliador
y no nos tratas como merecen nuestros continuos desdenes,
sino que corres a nuestro encuentro y, como al hijo pródigo,
nos colmas de amor, besos, ternura, regalos, pan y eucaristía.

Hoy queremos desandar el camino para descansar al fin
en tus brazos, dejándonos querer por ti;

así rehabilitados, y alegres,

 podremos sentarnos a tu mesa con todos los hermanos.

Amén.

 

DESPEDIDA

Compartir este post

Repost 0
Published by Ministerio de Liturgia
Comenta este artículo

Comentarios