Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Presentación

  • : Ministerio de Liturgia
  •  Ministerio de Liturgia
  • : Moniciones, Evangelio diario El Santo Rosario Sabias que? Pensamientos vivencias diarias
  • Contacto

Páginas

25 marzo 2015 3 25 /03 /marzo /2015 09:03

MONICION ENTRADA

Buenas noches hermanas y hermanos en CRISTO – JESUS.

Nos hemos reunido esta tarde en torno a Jesús que camina hacia la cruz. Él vivió la vida entera como un gran acto de amor, Él abrió los ojos de los ciegos, Él anunció la liberación para los pobres, Él transformó muchos corazones, Él invitó a vivir la ternura inagotable del Padre. Y ahora lo han detenido, lo han torturado, lo han condenado a morir en el suplicio de los esclavos, allí en las afueras de la ciudad santa.

            Hay mucho mal en nuestro mundo, hay mucho mal en nosotros mismos. Y por eso muere Jesús.

            Pero nosotros, hoy, ante su cruz, queremos renovar nuestra fe en Él. A pesar de nuestra debilidad, a pesar de nuestra infidelidad, nosotros creemos en Jesús. Creemos que en Él está nuestra vida, la única vida. Y oramos para que esta vida fecunde el mundo entero, a todos los hombres y mujeres del mundo entero.

          Recordemos esta tarde a toda la gente que como Cristo sufre hoy la misma muerte en cruz.

En silencio orante y puestos de pie recibimos al sacerdote.

ORACION COLECTA

LITURGIA DE LA PALABRA

MONICION A LAS LECTURAS

         Isaías, en la primera lectura  describe la pasión salvadora y gloriosa del siervo del Señor, el porqué de su humillación, el sentido de su muerte por nosotros. Jesús vivió en plenitud este anuncio del Profeta.

La segunda lectura nos muestra a Cristo,  quien nos señala y abre el camino hacia la salvación, pasando por todos los sufrimientos y debilidades humanas, menos el pecado.

El Evangelio guarda el testimonio de quienes vivieron aquellas horas últimas de la Pasión. El relato de san Juan, que leemos hoy, subraya que es Jesús quien triunfa; que Él es verdaderamente el Hijo de Dios que reina desde la Cruz.

HOMILIA

ORACION UNIVERSAL

Lector: Oremos por los niños.

-          Por todos los niños del mundo obligados a trabajar en condiciones miserables, por los que viven en las calles amenazados por muchos peligros, obligados a mendigar. Oremos por los niños soldado y los explotados por el comercio del sexo, por los que no verán el sol mañana. Oremos por los niños sin infancia y sin sonrisa, a los que nunca se les cumple un deseo.

Sacerdote: Oremos por los niños que sufren malos tratos, que comen de vez en cuando. Por los que están siempre en la calle, con una familia rota.

Lector: Oremos por los jóvenes.

-          Por los jóvenes del mundo, carne de cañón en todas las guerras, convertidos en pistoleros para llevar un sueldo a casa. “Son el futuro” pero la gran mayoría no tiene recursos ni estímulos para acceder a la cultura.

Sacerdote: Oremos por los jóvenes que piden por las veredas; los que hacen su vía-crucis por la ruta de la desesperanza en busca de droga o alcohol, los y las que se prostituyen.  Oremos por los enfermos de Sida y los encarcelados.

Lector: Oremos por los adultos.

-          Por los campesinos sin tierra, por los desplazados; por tantas y tantas mujeres que trabajan solas para sacar adelante  a sus hijos; por todos los que tienen que abandonar su tierra para poder dar de comer a sus familias en países en los que son rechazados y explotados en los peores trabajos.

Sacerdote: Oremos por los adultos que arrastran años y años sin trabajo y son prematuramente jubilados; por los que han perdido la esperanza y caen en el alcohol; por los que agachan la cabeza para pedir. Por los matrimonios rotos. Por las madres que lloran cuando falta lo elemental.

Lector: Oremos por los mayores.

-          Por los ancianos del mundo envejecidos antes de tiempo y que han de seguir trabajando en lo que sea para el sustento diario.

Sacerdote: Por los ancianos que recogen las sobras en los mercados. Los que no tienen para pagar la luz y el agua. Los que abandonados acaban sus días solos y sin atención familiar.

Lector: Oremos por la Iglesia.

-          Por todos los cristianos que formamos la Iglesia; el Papa, los Obispos, los sacerdotes, los religiosos, los laicos... Para que el Señor nos conceda la paz del corazón, nos mantenga en la unidad, nos haga ver los signos de los tiempos para así mejor vivir la fe, la esperanza y la caridad.

Sacerdote: Padre, ponemos junto a tu Hijo asesinado a todos los empobrecidos de esta tierra. Te pedimos que desde el silencio sepamos descubrir sus rostros. Que trabajemos por bajarles de sus cruces. Que no les creamos incapaces de fe y de espíritu, negándoles la Buena Noticia después de haberles robado el pan. Padre, que sepamos vivir con Jesús la noche oscura de los pobres para descubrir tu día de luz y de esperanza. Las estrellas sólo se ven de noche.

ADORACIÓN DE LA CRUZ

En la imagen de Jesús crucificado, contemplamos la palabra que hemos escuchado. Aquí se cumple, la expresión profética de Cristo: “CUANDO SEA LEVANTADO EN ALTO, ATRAERÉ A TODOS HACIA MI”. La cruz, se convierte para nosotros  en el signo conmovedor de un amor tan grande, es una cruz gloriosa, donde Cristo dio su vida para salvarnos.                                                                       

Nos ponemos de pie.

SACERDOTE:     ¡MIREN EL ARBOL DE LA CRUZ, DONDE ESTUVO            CLAVADO  LA SALVACIÓN DEL MUNDO!

TODOS RESPONDEMOS:   ¡VENID A ADORARLO!

(COLECTA)

PREPARACION DE ALTAR

TRASLADO DEL SANTÍSIMO

PADRE NUESTRO

MONICION DE COMUNIÓN

Hoy, no celebramos la Eucaristía, contemplamos a Jesús, muerto en la cruz, mientras esperamos celebrar la Eucaristía de la Vigilia Pascual. Pero en esta espera, nos acompaña también el Cuerpo del Señor, entregado por nosotros. Por eso comulgaremos de la Eucaristía que ayer celebramos y reservamos, en la gozosa espera de la Resurrección.

DESMANTELAMIENTO DEL ALTAR

MONICIÓN DE DESPEDIDA

Hermanos y hermanas, mantengamos en nuestro interior la adoración al Señor que ha muerto por nosotros en la cruz, mientras esperamos celebrar la Vigilia Pascual. Mañana nos volveremos a reunir a las 8’30 de la mañana para acompañar a María en el silencio del Sábado Santo y a las 8 de la noche para celebrar la solemne Vigilia Pascual. Ahora en procesión, acompañemos la imagen de Jesús muerto a su lugar de reposo.

Compartir este post

Repost 0
Published by Ministerio de Liturgia
Comenta este artículo

Comentarios